seguros hogar

COMPARADOR DE SEGUROS DE CASA: ESTO ES LO QUE DEBERÍAS TENER EN CUENTA

Los seguros te ofrecen garantías cuando suceden imprevistos. Algunas personas los consideran un gasto, pero lo cierto es que son como una inversión en tranquilidad. Los smart consumers saben que son un producto con muchas ventajas siempre y cuando puedan elegir el más adecuado a sus necesidades. Es por eso que el interés en usar un comparador seguros de casas va en alza y se han convertido en una herramienta muy interesante y cada vez más empleada.

Usar un comparador seguros de casas antes de contratar te puede ayudar a hacerte una idea de la oferta actual del mercado. Siempre es recomendable que leas la letra pequeña y analices de manera detallada qué coberturas realmente necesitas, así como extras que pueden ser útiles, siempre que su precio sea conveniente. Te recomendamos que tanto los accidentes metereológicos como el robo siempre estén cubiertos y también es positivo tener un seguro que realmente responda ante situaciones más habituales de lo que se piensa. Por ejemplo, los electrodomésticos estropeados por problemas de tensión, la protección jurídica ante conflictos con los vecinos, o coberturas relacionadas con daños estéticos por accidentes.

Comparador seguros de casa: ventajas de su uso

Aunque existen muchas soluciones en forma de comparador de seguros, no siempre hay que utilizarlos para contratar directamente. De hecho, en la era del smart consumer que potencia Internet te recomendamos apostar por las búsquedas para conocer las soluciones de las principales aseguradoras, de otras menos conocidas e incluso para saber en detalle cuáles son las coberturas específicas que mejor se pueden adaptar a ti y que ya se ofrecen en el mercado.

Antes de realizar una compra, solemos buscar información, comparar producto y servicios y valorar la opción más adecuada a lo que buscamos. Las plataformas de comparador seguros de casa, van a seguir un proceso similar: hacen la comparación entre distintas opciones y te ofrecen una lista de resultados que luego debes cotejar con detalle ya que a veces los precios más bajos tienen las coberturas muy limitadas. Recuerda que siempre hay que leer incluso la letra pequeña.

Puedes ahorrar dinero

Un comparador de seguros te da la ventaja de ahorrar dinero. Pero no se trata únicamente de elegir el seguro más económico, dado que a veces esto implica renunciar a una cobertura que se adapte a lo que realmente necesitas. Pero si conoces las diferentes soluciones y sabes de antemano unos precios estimados de esas coberturas, puedes comparar esas opciones con otras que hay en el mercado y conseguir así un ahorro de dinero con toda la tranquilidad de un producto perfecto para proteger tu hogar.  

Un comparador seguros de casa ofrece resultados en poco tiempo

Sin utilizar un comparador de seguros de casa sería casi inviable obtener varias opciones de distintas compañías. Con unos pocos clics, puedes visualizar los datos ordenados sin apenas esfuerzo. Aunque esto es muy positivo, como consumidor de la era de Internet, no deberías quedarte con los resultados de una única alternativa ya que esa información tan valiosa puede permitirte conseguir un producto aún mejor si apuestas por revisar en otro comparador diferente o consultar la oferta de seguros de casa en otras plataformas como mediadores de seguros locales o en tu propio banco. El ahorro de tiempo es importante para conocer la oferta, pero antes de contratar te recomendamos haber consultado todas las opciones para acertar.

Amplia variedad y elección

No hay un único comparador de seguros de casa. A tu alcance tienes muchas opciones: páginas específicamente diseñadas como buscadores especializados, sites de las propias compañías, webs de mediadores y las ofertas específicas de entidades bancarias.

Comparador seguros de casa: consejos para contratar una póliza

Usar un comparador seguros de casa te da la oportunidad de tener toda la información en tu mano. Y la información siempre ha sido poder, más ahora en un mundo en el que Internet lo acerca todo al consumidor que está ahora más concienciado que nunca de encontrar los mejores productos y servicios comparando la oferta de los distintos competidores. Además de esto, la mejor manera de asegurarte de que has hecho la elección correcta es tener claro exactamente lo que necesitas. Estos son algunos de los pasos que tienes que dar antes de contratar un seguro de casa.

Saber qué necesitas asegurar

Ten en cuenta que puedes asegurar el continente (la estructura de la vivienda y sus elementos fijos, como ventanas, puertas, instalaciones fijas de calefacción y agua, radiadores, etc.) y/o el contenido (los muebles, electrodomésticos, enseres, etc.)

Valorar las coberturas

Hay una gran cantidad de coberturas posibles, por eso es importante que tengas clara cuáles necesitas. Las mínimas recomendadas es la responsabilidad civil, las relacionadas con fenómenos metereológicos, robos y daños en aparatos. También son interesantes las coberturas de defensa jurídica y la de daños estéticos. Lo ideal es que la póliza también cubra siniestros derivados de accidentes, robos, vandalismo, etc.

Conoce el valor real de tu vivienda y pertenencias

Si quieres un seguro ideal que cubra exactamente lo que tienes y con su valor real no declares nunca uno inferior para pagar menos. Esto implica que en caso de desperfectos, tampoco recibirás la cantidad acorde a lo declarado. Por el contrario, si sobrevaloras las cosas a asegurar, verás incrementado el coste de la póliza de manera innecesaria.

Objetos de especial valor

Existen ciertos objetos que no siempre se incluyen, ya que suben el coste de la póliza. Sin embargo, pueden tener un valor especial para ti y no incluirlos supone el riesgo de perderlos en caso de un siniestro. Algunas de estas pertenencias pueden ser colecciones, obras de arte, joyas, etc.

Formas de pago y renovación

Por último, que no te queden dudas relativas a cómo se produce el pago de tu seguro de casa. En algunos casos el pago fraccionado subirá el precio anual del seguro. También pueden existir diferencias de precio si se produce domiciliación en cuenta o si se paga por recibo enviado.

Y una vez te has decidido...

Entender claramente el contrato

Esta parte es realmente importante. Un seguro puede tener muchas cláusulas y supuestos y tienes que tener claro qué cubre el tuyo. Es habitual creer que todo está asegurado y luego puede haber sorpresas con aspectos básicos. Pero también puede ocurrir lo contrario y que no hagas uso de servicios que ni sabes que están incluidos, por ser poco frecuentes. Otra duda con la que nunca debes quedarte es la forma de indemnización. ¿En caso de desperfecto de un objeto, lo sustituyen, lo reparan o te compensan con dinero? Simplemente lee bien el contrato antes de firmarlo y tenlo siempre a mano por si ocurre algún percance.

Renovación de la póliza

Por último, que no te queden dudas relativas a cómo se produce el pago de tu seguro de casa. Además, debes informarte sobre la renovación. Lo más habitual es que se produzca automáticamente si no informas de lo contrario. De esta manera, tienes la tranquilidad de estar siempre asegurado. En caso de querer cancelarla, también hay un plazo para hacerlo.

A veces crees que un comparador de seguros de casa es tu única opción para tener un producto adaptado a tus necesidades. Sin embargo, este es solo el primer paso para conocer la oferta del actual mercado y tener la información en tu mano. A partir de ahí, las mejores coberturas con el precio más interesante pueden estar en sitios en los que habitualmente no piensas inicialmente, como por ejemplo en tu banco.