corred insensatos

 

 

CONSEJOS SOBRE FRAUDES: ¡CORRED INSENSATOS!

27/05/2022

 

Imaginemos que no tenemos ningún escrúpulo y que queremos aprovecharnos del hecho de que tenemos una lista de distribución con 40 millones de emails.

 

¿Cómo podemos construir un fraude?

 

Pues de muchas formas, pero una es dividir la lista en dos listas de 20 millones de personas y mandar un email a cada uno diciendo que tenemos una técnica infalible para predecir los movimientos semanales de una acción volátil como Tesla[1] y que las primeras 10 predicciones las daremos gratis.

Evidentemente eso no se lo va a creer nadie, pero en ese mismo email incluimos nuestra primera predicción y lo que si tendrán todos es curiosidad por ver si acertamos o no. Como os estaréis imaginando, la lista la hemos dividido en dos porque una lista va a recibir que predecimos que Tesla va a subir y la otra que va a bajar.

Pongamos que a la semana siguiente Tesla ha bajado, en ese caso descartamos los 20 millones de emails a los que les dijimos que Tesla iba a subir y volvemos a dividir la lista en dos de 10 millones cada una. La gracia es que solo nosotros sabemos que no tenemos ni idea de lo que va a hacer Tesla y que mandamos recomendaciones opuestas a otra lista. Los que siguen recibiendo emails solo ven las predicciones que han funcionado y desconocen los fallos.

Si repetimos el proceso durante las 10 predicciones prometidas, al final tendremos unas 40.000 personas que han recibido 10 predicciones consecutivas correctas y que piensan que somos una máquina infalible de ganar dinero.

¿Qué creéis que harán estas personas cuando les digamos que si quieren seguir recibiendo las predicciones tienen que pagar una cuota anual de 10 euros?[2]

Podemos pensar que nosotros no caeríamos en la trampa, pero hay que ser realista, hemos recibido un email con predicciones correctas durante 10 semanas seguidas, lo normal es que pensemos que su método, sea cual sea, funciona. Sobre todo, si estamos en un entorno de especulación y con gente ganando dinero fácil a nuestro alrededor.

Este fraude no es ni mucho menos lo peor que podemos encontrarnos, pero aun así nos lleva a la pregunta:

 

¿Qué podemos hacer para evitar caer en fraudes?

 

Igual que enseñan en los scouts cuando hay algún problema, lo primero es pararse y pensar y, para pensar, lo mejor es hacernos las siguientes preguntas.

 

¿Entiendo lo que hacen?

 

Esta es la pregunta más importante que tenemos que hacernos con cualquier inversión. Si somos sinceros nos daremos cuenta de que muchas veces no lo entendemos bien. A veces, incluso no podremos llegar a entenderlo porque no nos dan la información, alegando que es un método propio que no pueden revelar. Si no lo entendemos bien, podemos pensar que tienen un método para adivinar lo que va a hacer Tesla, cuando lo que tienen es una gran lista de emails y pocos escrúpulos.

 

¿Es demasiado bueno para ser cierto?

 

Por ejemplo, si nos están garantizando una rentabilidad que sabemos que es elevada[3], más nos vale tener buenas respuestas para las otras preguntas. Desde luego, si no lo entendemos y lo que nos ofrecen es demasiado bueno para ser cierto, casi seguro que no es cierto[4].

 

¿Sabemos qué comisiones nos están cobrando?

 

Esta pregunta es el equivalente financiero a cuando Hércules Poirot se pregunta quién se beneficia de la muerte de uno de los personajes de las novelas de Agatha Christie. Hay inversiones en las que no es fácil saber quién, cuánto y cómo nos cobran y no hay mejor forma de robar que cobrando comisiones sin que lo sepan los inversores[5].

 

¿Quién tiene la custodia de los activos? ¿Quién y cómo determina su precio?

 

Esta pregunta es como cuando la policía en las pelis recurre a “seguir el dinero” para atrapar a algún mafioso. Si es el propio gestor el que custodia los activos, nada le impide transferírselos a su cuenta y desaparecer con ellos, y si es él el que se inventa su valoración, nunca podremos saber si realmente estamos ganando dinero o no[6].

 

¿Está regulada la inversión?

 

Contestaremos a las dos preguntas anteriores más fácilmente si sabemos que estamos invirtiendo en un vehículo regulado. Mejor si está regulado, claro. Por ejemplo, si invertimos en un fondo de inversión regulado no tendremos problemas ni con la custodia ni con el precio de los activos y tendremos transparencia en cuanto a las comisiones[7].

 

¿Necesitamos asumir ese riesgo?

 

Por último, aunque hayamos contestado a todas esas preguntas afirmativamente, debemos preguntarnos si necesitamos estas rentabilidades para conseguir nuestro objetivo patrimonial. En caso de no necesitarlas, quizás es mejor no meternos en algo que nos ha causado tantas dudas.

Antes de tener estas preguntas teníamos que recurrir a nuestro instinto para decidir. Muchas veces sabíamos que no debíamos hacerlo, que era demasiado bueno para ser cierto, pero lo hacíamos igualmente tentados por las promesas de ganancias fáciles.

Ahora tenemos una lista de cosas que podemos comprobar antes de hacerlo y que complementan a nuestro instinto. Si al evaluar una oportunidad hemos tenido dudas al repasar toda la lista, nuestra conclusión debería ser la misma que la de Gandalf en Minas Moria: “¡Corred insensatos!”.

 

 

[1] Mejor volátil porque así el movimiento es grande.

[2] Si nos pagan todos, ganaremos casi 400.000 euros. Si cobramos 100€, entonces ganaremos casi 4 millones de euros.

[3] O incluso si no es elevada. En general, las garantías deberían hacernos sospechar.

[4] Otra variante de esta pregunta es: ¿Por qué me están ofreciendo esto a mí?

[5] Por ejemplo, hasta hace poco nadie sabía que había sido Gerard Piqué el que había cobrado una comisión por el asunto de la Supercopa.

[6] Tampoco está de más que nos preguntemos si es una inversión líquida y podemos venderla cuando queramos a un precio objetivo.

[7] El que un fondo de inversión esté regulado no evita que el gestor pueda invertir en acciones de una empresa que esté cometiendo un fraude. Es poco habitual, pero puede pasar.

 

 

¿AÚN NO ESTÁS SUSCRITO A INVERTIPS?

No te pierdas nada de nuestra newsletter sobre actualidad, lecciones y curiosidades de inversión. ¡No tienes que ser cliente de EVO!

 

 ¡SUSCRÍBETE YA!

 

BRÓKER INTELIGENTE EVO
FONDO INTELIGENTE EVO
OTROS FONDOS Y VALORES
PLAN DE INVERSIÓN INTELIGENTE EVO